ANUNCIA RUIZ MATEOS MODIFICACIONES A REGLAS DE OPERACIÓN DEL PROGRAMA DE RENOVACIÓN VEHICULAR

AddThis Social Bookmark Button

• Se eliminará exigencia de presentar factura original de vehículos que fueron vendidos como nuevos en el país y se da paso a la destrucción de unidades usadas importadas de manera legal antes del 1º de enero de 2008, dijo

• El titular de Economía presentó también las modificaciones que contendrá el nuevo proyecto de Decreto Automotriz

• Se aprecian ya los primeros indicios de recuperación de este sector, dijo al clausurar el Foro Automotor 2009

El Secretario de Economía, Gerardo Ruiz Mateos, anunció este día modificaciones a las Reglas de Operación del Programa Piloto de Renovación Vehicular que permitirán ampliar el universo de autos susceptibles de chatarrización y hacer más atractivos los beneficios de este Programa para los consumidores nacionales.

Los cambios que se pondrán en marcha, como resultado de la evaluación realizada de manera conjunta con las empresas armadoras, distribuidoras y destructoras de vehículos, eliminarán la exigencia para el consumidor de presentar la factura original de los vehículos que fueron vendidos como nuevos en el país, así como incorporar la destrucción de las unidades usadas que fueron importadas de manera legal antes del 1 de enero de 2008, detalló.

Al clausurar, con la representación presidencial, el Foro Automotor 2009, organizado por la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores, el titular de Economía anunció también los cambios que contendrá el nuevo proyecto de Decreto Automotriz.

El funcionario dijo que el proyecto establece que para la renovación del registro de una empresa automotriz se reconocerán las caídas transitorias en su producción, tomando en cuenta las condiciones de mercado. Así, dijo, se estará reduciendo de 50 mil a 30 mil unidades el requisito mínimo de producción.

Se establece también un monto mínimo de 100 millones de dólares de inversión a las empresas que deseen acogerse a los beneficios de este Decreto, como gozar de cupos de importación libres de arancel, operar en un recinto fiscalizado o para venderle vehículos al Gobierno sin acreditar el origen.

Con este cambio, se otorgará certidumbre a los inversionistas que deseen establecer o ampliar una planta de fabricación de vehículos sobre las condiciones y requisitos que deben cumplir para acceder a los beneficios del Decreto, precisó.

Ruiz Mateos aseguró que el trabajo conjunto entre el Gobierno federal y las firmas armadoras, distribuidoras y de autopartes permitirá hacer del sector automotriz un motor del crecimiento y de México, una economía competitiva y generadora de empleos.

Durante su intervención en este encuentro, dijo que ya se aprecian los primeros indicios de recuperación del sector automotriz. “En el tercer trimestre de este año la producción aumentó 11.1 por ciento y las ventas nacionales se estabilizaron”, señaló.

Se refirió a la relevancia que la industria automotriz tiene en la actividad económica del país al precisar que representa el 20 por ciento del PIB manufacturero y genera uno de cada 10 empleos en este sector. México exporta cuatro de cada cinco unidades que produce, mientras que 3 de cada 5 vehículos vendidos en el mercado nacional son importados.

Destacó el elevado componente tecnológico de esta industria, su encadenamiento productivo con prácticamente todas las industrias y el capital humano altamente calificado que emplea.

Se refirió también a la estrategia que impulsa la dependencia a su cargo para incentivar el crecimiento de aquellos sectores que aportan un alto valor agregado en sus productos, como el automotriz.

Dijo que para aprovechar el potencial de crecimiento que tiene el sector automotriz en la región de América del Norte, se trabaja en los siguientes frentes:

• Armonizar las regulaciones técnicas de los tres países de la región de América del Norte.

• Cambios en las normas existentes para la comercialización tanto de vehículos nuevos, como usados.

• Cumplir la instrucción del presidente Felipe Calderón de avanzar hacia una regulación base cero que permita eliminar todas las normas que no promuevan el desarrollo o no tengan justificación. “Queremos una regulación que no implique elevados costos administrativos para los distribuidores, y que al mismo tiempo, dé mayor certeza a los consumidores, garantice la seguridad de los ciudadanos e incentive un mejor funcionamiento de los mercados”, dijo.

• Avanzar en el programa de facilitación comercial para beneficiar a la planta productiva del país.

• Instrumentar las reformas aprobadas a la Ley de Ciencia y Tecnología para garantizar que la innovación se convierta en una palanca de desarrollo. Para ello, se han dispuesto ya de recursos por 2 mil 500 millones de pesos orientados al sector productivo.

A la clausura de este foro asistieron José Gómez Báez, Presidente de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores; Eduardo Solís Sánchez, Presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz; Agustín Ríos Matense, Presidente de la Industria Nacional de Autopartes, y Carlos García Fernández, Presidente de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones.

Acuerdo por el que se reforman y adicionan las Reglas de Operación del Programa para el Desarrollo de las Industrias de Alta Tecnología (PRODIAT).

http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5113925&fecha=09/10/2009

Archivo de prensa

Powered by mod LCA