Discursos

Versión estenográfica del mensaje del Secretario Bruno Ferrari en la Conferencia de Prensa sobre el caso OMC: China-subsidios a los productos textiles y del vestido.

AddThis Social Bookmark Button

 

Versión estenográfica del mensaje del Secretario Bruno Ferrari en la Conferencia de Prensa sobre el caso OMC: China-subsidios a los productos textiles y del vestido.

 

México, D.F., 1 de noviembre de 2012.

 

Amigas y amigos de los medios de comunicación:

 

Muchas gracias por acompañarnos el día de hoy en esta conferencia de prensa, en la que les informaremos sobre el caso que ha iniciado México ante la Organización Mundial del Comercio (OMC) en contra de la República Popular de China, por el otorgamiento de subsidios a sus productos textiles y del vestido que violan las reglas establecidas por esta Organización.

 

Primero que nada, quiero ser enfático en afirmar que México está a favor del libre comercio y que está dispuesto a competir en los mercados internacionales, pero siempre, como lo hemos dicho, en igualdad de condiciones.

 

Y es por esta razón que hemos decidido iniciar este proceso, ya que estamos convencidos de que los subsidios que otorga China a sus productos textiles y del vestido, violan las reglas establecidas por la OMC e inducen una competencia desleal que está ocasionando una gran afectación a estas importantes industrias en México.

 

Ustedes ya en varias ocasiones me han escuchado hablar de este tema. A nosotros nos preocupa que podamos competir, pero en un plano de igualdad. Y desde luego México ha demostrado su capacidad de competir en mercados internacionales y también ha respetado sus acuerdos y los ha cumplido. Y por lo mismo está en una posición moral de exigir cuando esto no se cumple.

 

El pasado 15 de octubre, el Gobierno de México solicitó consultas con China en el marco de la OMC con el fin de encontrar una solución negociada a las prácticas desleales implementadas por el Gobierno de ese país.

 

Después de más de un año de trabajos conducidos por expertos en comercio exterior, subsidios y prácticas desleales, y con el apoyo de la Cámara Nacional de la Industria del Textil (CANAINTEX) y de la Cámara Nacional de la Industria del Vestido (CANAIVE), se logró identificar una serie de medidas que el Gobierno de China ha adoptado para apoyar de manera irregular a su sector textil.

 

Acuérdense que es muy importante que se tengan expedientes sólidos para que cuando se presenten esos expedientes podamos tener un caso que realmente sea válido, de otra forma México estaría interponiendo casos sin tener la solidez jurídica que se requiere y esto lo único que haría sería complicar las circunstancias de México en este y en cualquier otro juicio.

 

Por lo mismo, desde aquel entonces nos pusimos a trabajar junto con las dos cámaras para buscar que efectivamente existieran los elementos.

 

Las medidas que nosotros estamos exigiendo incluyen, primero, estamos exigiendo que se corrijan, incluyen:

 

Primero, exenciones o reducciones de impuestos, principalmente de ISR;

 

Segundo, otorgamiento preferencial de bienes y servicios, como materias primas, tierra y electricidad;

 

Y tercero, transferencia directa de fondos en forma de préstamos preferenciales, de condonación de deudas e incluso a través de donaciones.

 

Asimismo, aparte de estos elementos, hemos identificado que estos subsidios están supeditados a resultados de exportación o a la utilización de productos nacionales de aquel país, con preferencia sobre insumos importados, lo que también está expresamente prohibido por las reglas de la OMC.

 

Estos subsidios otorgados por el gobierno chino a sus productos textiles han provocado que las exportaciones de esos bienes ganen espacios en los mercados internacionales, particularmente en uno de nuestros principales socios, los  Estados Unidos, desplazando tanto las exportaciones mexicanas como las de otros países.

 

De hecho, se calcula que de 2001 a 2011, nuestras exportaciones de textiles y confecciones a Estados Unidos se redujeron de 9 mil 829 millones de dólares a 5 mil 821 millones de dólares. Es decir: las exportaciones textiles y de confecciones de México sufrieron una disminución acumulada de casi 4 mil millones de dólares a lo largo de diez años.

 

A su vez, los subsidios que otorga el gobierno chino han provocado una disminución de los precios de nuestros productos textiles y del vestido en el mercado estadounidense, ya que éstos se han comercializado a precios más bajos con el fin de competir con los productos chinos, cuyos precios, debido a los subsidios recibidos, son significativamente inferiores, incluso, en algunos casos, a la misma materia prima.

 

Por ello, el gobierno mexicano decidió llevar el caso ante las instancias internacionales y defender los productos textiles mexicanos, con todo el respaldo de las regulaciones en materia de comercio internacional.

 

En cuanto al procedimiento ante la OMC, es importante señalar que China ha aceptado la solicitud de México para celebrar las consultas correspondientes. De este modo, se tiene previsto llevarlas a cabo durante la tercera semana de este mes en Ginebra, Suiza en la sede de la OMC.

 

Si estas consultas no nos permiten resolver las diferencias antes del 15 de diciembre, tal como lo establece la OMC, México estaría en posibilidad de solicitar el establecimiento de un panel que resuelva la controversia.

 

Sabemos que de no llegar a una solución mutuamente satisfactoria, la disputa comercial con China no será fácil, debido a la cantidad de evidencia necesaria para demostrar la relación de causalidad entre los subsidios que otorga ese país y el grave perjuicio que ocasionan a nuestra industria textil y del vestido.

 

De hecho, como se los he dicho, anteriormente nosotros no teníamos la posibilidad de imponer un caso porque no se tenía la solidez en el mismo, misma que ahora se tiene, y agradezco muchísimo a las cámaras el trabajo que han venido haciendo en este sentido.

 

Sin embargo, el reclamo de México, como ustedes se imaginarán, ha generado interés entre varios miembros de la OMC. Miren, cuando les platico de la importancia que tiene México en la actividad internacional, el comercio internacional, del liderazgo que estamos tomando, del reconocimiento que se tiene por la economía mexicana y por el manejo responsable de sus finanzas, es importante también subrayar ese liderazgo y cómo se sigue muy de cerca lo que México está haciendo.

 

Tan sólo en la etapa de consultas, diversos países nos han expresado su apoyo, y a la fecha, este apoyo representa también un seguimiento al liderazgo de México.  A la fecha son: Australia, Brasil, Estados Unidos, Guatemala, Perú, Honduras y la Unión Europea que han solicitado formalmente sumarse a las consultas que está haciendo México.

 

Esto, nuevamente, les repito, habla del liderazgo y la fuerza que tiene México en este y en otros ámbitos, por cumplir sus compromisos y por preparar de una manera sólida sus casos.

 

La industria textil y del vestido es un sector prioritario para la economía mexicana.

 

Estas industrias generan en nuestro país 400 mil empleos directos, 1 millón 200 mil empleos indirectos y constituyen una parte muy importante del sector manufacturero mexicano. Y son, sobre todo, la fuente de ingreso y el patrimonio de miles de familias mexicanas.

 

Por ello, el Gobierno Federal reitera su compromiso de combatir cualquier práctica que indebidamente ponga a nuestros productos en desventaja con respecto a los de otro país en un tercer mercado.

 

Estamos preparados para llevar a cabo las consultas con China y estamos trabajando para que en caso de que esto siga adelante continuemos ante un Grupo Especial de la OMC que dirima esta controversia.

 

¿Qué les diría yo al respecto, una vez más? Ustedes ya me han escuchado varias veces hablar de la importancia que tienen muchos de los insumos de ese país para nuestras exportaciones, así es, a nosotros nos interesa el comercio, pero el comercio leal, el comercio limpio, y cuando detectamos que esto no existe, desde luego tenemos que defender a la industria de nuestro país para que pueda competir en un plano de igualdad.

 

Nosotros seguiremos dando la bienvenida al comercio internacional, seguiremos dando la bienvenida al libre comercio y seguiremos ayudando a que nuestras empresas en caso de que se descubran casos como este, pueda defenderse con todo el rigor que tiene derecho.

 

Pueden estar plenamente seguros de que haremos uso de todas las alternativas legales a nuestro alcance, para defender los intereses de nuestro sector productivo y demostrar que, en igualdad de condiciones, los productos mexicanos pueden competir y conquistar los mercados internacionales más exigentes. Muestra de la solidez de lo que está haciendo México es precisamente el que hoy podemos hablar de que otros siete países están siguiendo los pasos de México y lo acompañarán en este proceso, precisamente con el liderazgo que ha demostrado en asuntos como este.

 

Muchísimas gracias.

 

--oo00oo--